Cercar en aquest blog

divendres, 24 de febrer de 2017

Emili Darder, Antoni Maria Ques, Alexandre Jaume y Antoni Mateu. 1937.



Emili Darder i Cànaves era médico, cirujano y doctor especializado en análisis clínicos, republicano y católico, humanista. Como jefe de la sección de epidemiología del Instituto de Higiene de las Baleares avanzó en la higiene social, realizando también una gran labor divulgativa en diversas publicaciones. Salió elegido concejal por el Ayuntamiento de Palma, y al frente de Sanidad y Educación puso en pie el Proyecto General de Construcciones Escolares y el Plan de Reorganización de los Servicios Sanitarios Municipales. En 1933 lo eligieron alcalde y se puso a construir guarderías y grupos escolares en los barrios y un servicio de agua corriente y alcantarillado en condiciones. Tras el golpe de Estado fascista fue detenido el 20 de julio, encarcelado en el castillo de Bellver y sus bienes embargados.

Antoni Maria Ques Ventayol vivía en la abundancia como apoderado de Transmediterrània y Banca March, y decidió que lo mejor era repartir parte de esa abundancia de una manera más justa, aplicando una ética republicana que le lleva a formar parte del núcleo fundacional de Esquerra Republicana Balear. Fue detenido tras el golpe de Estado fascista acusado de comprar 200 pistolas, nunca encontradas, para alimentar el terror comunista.

Alexandre Jaume Rosselló era hijo de buena familia que le pagó estudios en Barcelona, Madrid y París. Licenciado en Derecho se hizo socialista, moderado, eso sí, y empezó a escribir en prensa. Es el tipo que proclama la II República desde el Ayuntamiento de Palma por enfermedad del alcalde, su buen amigo Llorenç Bisbal. Fue detenido el 19 de julio de 1936 acusado de conspiración.

Antoni Mateu Ferrer era uno de los siete hermanos de una humilde familia campesina de Inca, el único en seguir estudios superiores. Fue elegido alcalde de su ciudad y le dio tiempo a la biblioteca municipal, el laboratorio de la escuela de infancia, la escuela de Artes y Oficios, la Escuela Graduada y el dispensario de la Casa de Socorro. Para ponerle música también creó la Banda Municipal. Lo detuvieron en julio del 36, claro.

Emili Darder, Antoni Maria Ques, Alexandre Jaume y Antoni Mateu fueron llevados a Consejo de Guerra acusado de ser las mentes perversas que había tras un supuesto Plan Lenin, ideado para implantar la dictadura bolchevique en la isla. Los condenaron a muerte.

A las 6.30 horas del 24 de febrero de 1937, hoy hace 80 años, fueron llevados a la tapia del cementerio de Palma. A Emili Darder, 42 años, muy enfermo convaleciente de una angina de pecho, tuvieron que sentarlo en una piedra porque no se tenía en pie. Antoni Maria Ques, 48 años, les miró de frente hasta el final, sin odio. Alexandre Jaume, 58 años, gritó por encima del estruendo del pelotón de fusilamiento un ¡Viva la Revolución Española!. Antoni Mateu, 35 años, se puso su ropa del domingo y se fumó un puro mientras lo destrozaban las balas.

Los cuatro viven en el Muro de la Memoria del cementerio de Palma y como recordaba en su día el poeta Biel Mesquida: Hay cuatro republicanos que son símbolos vivos y sabios de la leche tierna de la bondad humana, Emili Darder, Alexandre Jaume, Antoni Mateu i Antoni Maria Ques, vivos ahora y aquí, en este tiempo convulso de lucha inacabable, y si hay un solo gramo de esperanza para nosotros, sólo uno, es porque ha nacido de su ejemplo, de su dignidad.

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada